No se porque motivo a la que se acerca el otoño siempre la misma canción me acecha el cogote, Satellite of love, de Lou Reed, una de mis favoritas de su legendario Lp Transformer. Y con esa melodía pop me voy acercando al Sifó d’en Garriga.

Hace ya casi diez años que Helena Garriga abrió las puertas de La Cuina d’en Garriga, uno de nuestros restaurantes de cabecera, al que siempre acudimos cuando nos queremos sentir como en una comida familiar pero en una fecha señalada.

Pues bien Helena, acaba de abrir justo al lado, el Sifó d’en Garriga, el nombre tiene mucho de sentimental ya que uno de sus antepasados Agustí Garriga en 1876 se adentró en el negocio de la venta de sifones, un icono a la hora de acompañar el vermut. Como os podéis imaginar el concepto es una vermutería reinventada y en ella pudimos probar unos platillos que nos sorprendieron debido a sus combinaciones.

Empezamos con un humus de gisantes realmente buenos y con una textura fantástica, seguimos con una patata aliñada con sardina ahumada que me teletransporto a un plato muy similar que hacía mi abuela, a continuación degustamos una ensaladilla de escalivada, sorprendente al mezclar dos platos muy clásicos y darle la vuelta de forma brutal. Para acabar el vermutillo nos cascamos “el mollete” con el que soñamos sin parar desde entonces.

Ni que decir tiene que el interiorismo del espacio viniendo de Helena es un must, un espacio alargado donde al entrar encontramos al metre preparando los platos, muy pocas mesas en el interior y una barra al fondo.

Un top 3 para hacer el vermut junto al Van Van Var y el Extra.

Abandonamos el Sifó d’en Garriga de nuevo con Satellite of Love en loop y el secreto de volver a encontrarnos con estos manjares mínimo una vez al mes.

Sergi Barnet
Fotos: Víctor Ibáñez

Contact
Kiosko Burger
Av. del Marquès de l'Argentera,
1 bis · Barcelona
http://www.kioskoburger.com/