Brilla el día. Por fin ha salido el sol después de una semana de intensas lluvias y días eternos pintados de gris en un recién estrenado mes de abril y reciente llegada de la primavera. Es domingo, has dormido hasta tarde y lo único que deseas es comer bien. Sales de casa dispuesto a comer y a comerte las últimas horas del fin de semana. Aunque no canten los pájaros, tu los oyes porque así lo deseas.

Paseando, con la calma que el sagrado fin de semana nos brinda, te llegas hasta la calle Sant Domènec del barrio de Gracia. Has estudiado bien tu destino. La ciudad está llena de lugares, merece la pena “perder” algunos minutos escogiendo dónde disfrutar de la comida. El Café Godot, con nombre de obra de teatro, te parece el escenario ideal para disfrutar del buen comer.

Te decides por el atractivo plato de huevos Blackstone acompañados de salmón y tomates confitados, aderezado con sala holandesa. Tu mente de repente está lejos. Te escapas a Williamsburg y paseas por el barrio hasta llegar al Waterfront. Te sientas y terminas de disfrutar de la comida, saboreando una rica crème brulée de cardamomo con frambuesas.

Cierras los ojos y cuando los vuelves a abrir, ahí estás, dando el último bocado al punto y final de la comida en Godot. Se cierra el telón.

Anna Alfaro 

 

Contact
Café Godot
Sant Domènec 19
Barcelona
93 368 20 36
www.cafegodot.com