Cousin John’s Bakery

Estaba sola. Rodeada de gente y sintiéndome una extraña ante tanta euforia desmedida, era un domingo por la mañana y dude si tomarme una píldora para hacer amigos instantáneos.

Caminaba por una de las avenidas principales de Park Slope, al nordeste de Brooklyn y cerca de Prospect Park, miraba a ráfagas de derecha a izquierda sumergiéndome poco a poco en aquella burbuja de entusiasmo revelador, hipsters empujando carritos de bebe, aquel barrio hace poco había encabezado el ranking New Yorkino de calidad de vida, el sueño americano miraba de reojo Manhattan.

Una amiga me había citado en el Cousin John’s Bakery, una pastelería pequeña con encanto que los domingos se llenaba a la hora del brunch , la cocina estaba abierta y pude deleitarme viendo como hacían aquellas delicias en forma de pasteles, como telonero antes del gran concierto nos trajeron una especie de pan de chocolate con mantequilla y coulis de frutos rojos, el bienestar flotaba por encima de la mesa cuando llegaron las tostadas francesas con nata y fruta fresca que sustituyeron mis ansias de socializar por el placer mas enérgico que recuerdo en tiempo .

De esta forma supe porque las tostadas francesas sustituyen a la química para hacer amigas.

Serge Barnet
Fotos: Carlota Vidal

DSC_3074 DSC_3078 DSC_3093 DSC_3106

Cousin John’s
70 7 th Ave
Brooklyn, NY

http://cousinjohnsbakery.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Current day month ye@r *